0
¿Altas Capacidades = Genios?

Altas Capacidades y dificultades de aprendizaje

¿Puede un estudiante de Altas Capacidades tener dificultades para leer o escribir, con la ortografía, el cálculo o la organización de sus tareas? La respuesta es sí.

Contrariamente a lo que se cree, los niños superdotados o con Altas Capacidades también pueden tener problemas de aprendizaje. De hecho, estos niños parecen estar sobrerrepresentados entre la población de niños con problemas. Los síntomas más frecuentemente encontrados son la inestabilidad y el paradójico fracaso escolar.

De los falsos mitos que hay sobre la alta capacidad intelectual, quizás el más extendido sea que los niños que la tienen son una especie de genios. Como tales genios, se espera de ellos que tengan resultados académicos brillantes, que toquen un instrumento y que tengan éxito en todo lo que hacen. Así, el mayor choque entre la percepción que tiene la sociedad de la alta capacidad intelectual y la realidad se da precisamente en los casos de problemas de aprendizaje.

La especialista en superdotación Jeanne Siaud Facchin asegura en su libro “Demasiado inteligente para ser feliz” que:

“Casi una cuarta parte de estos niños son dispráxicos (dificultad de escritura y organización) o disléxicos, y más de un 10% tiene problemas de atención”.

Sin embargo, estos problemas pueden pasar inadvertidos durante mucho tiempo porque el niño compensa sus dificultades con su inteligencia, hasta que llega un momento en que ya no es posible. El pequeño se encuentra entonces ante un fracaso que ni él ni nadie había previsto, y así llega el derrumbamiento narcisista directamente vinculado a ese revés.

Según Yolanda Benito, directora del Centro Huerta del Rey especializado en superdotación y talento, en estos casos es muy importante que los padres y los profesores tomen conciencia del problema, tanto pedagógico como psicológico, para que lo enfoquen debidamente, aceptándolo de forma positiva y tratando de ayudar al niño a superarlo. También es importante identificarlos pronto, porque si no la mayoría tendrá respuestas emocionales negativas en forma de depresión, baja autoestima, agresividad…

 

El funcionamiento del cerebro en las AACC

Cuando hablamos de alta capacidad, hablamos de un cerebro cuyas estructuras se han desarrollado de modo diferente, por tanto, un desarrollo diferente lleva aparejado un funcionamiento diferente.

Hasta ahora se pensaba que la inteligencia iba asociada a un mayor número de neuronas. Sin embargo, la neurociencia en los últimos años le ha dado la vuelta a esa idea. Ahora sabemos que lo que cuenta son las sinapsis y la plasticidad cerebral, no el número de neuronas. Por tanto, las personas con alta capacidad, cuando son niños, lo que tienen son un mayor número de conexiones cerebrales, de sinapsis, que permiten que su cerebro procese información en determinadas áreas a una mayor velocidad. Pero este proceso de mielinización de las neuronas no es un proceso ordenado, es decir, no todas las neuronas de todas las áreas del cerebro serán igual de rápidas. ¿Qué quiere decir esto? Que un niño puede tener alta capacidad intelectual a la par que dificultades de aprendizaje debido a problemas en determinadas áreas.

 

Recomendaciones

Susan Baum, especialista en niños superdotados con dificultades de aprendizaje, ofrece las siguientes cuatro recomendaciones:

  1. La atención debería centrarse más en la superdotación del niño que en su dificultad.
  2. Los niños superdotados con dificultades de aprendizaje deberían tener un ambiente de apoyo que valore y aprecie sus capacidades.
  3. Deberían enseñarles estrategias que compensen sus dificultades.
  4. Los educadores deberían ayudar a sus estudiantes a que sean conscientes de sus capacidades y dificultades y afrontarlas.

 

Otro problema para aprender: el aburrimiento

Cuando uno comprende a la primera una explicación, cuando memoriza los textos con sólo leerlos una vez… ¿Qué hacer con todo ese tiempo durante el que el profesor repite las cosas para asegurarse de que todos los niños las asimilan?

Tal y como está diseñado el sistema educativo actual, el niño superdotado no puede utilizar plenamente su inteligencia en el aula, ni desplegar todas sus habilidades. Si a esto le sumamos que lo fácil le desmotiva, al niño con Altas Capacidades deja de gustarle el colegio. Las horas de clase se convierten en tiempo libre para divagar por sus pensamientos. El tiempo se le hace interminable y el aburrimiento puede estropear toda su trayectoria escolar, lo que puede afectar a su integración y a su equilibrio psicológico. Muchos de estos niños llegan a Secundaria sin saber lo que es el esfuerzo y fracasan.

Según el último estudio realizado por el Ministerio de Educación español en el año 2000, un 70% de los alumnos superdotados tiene bajo rendimiento escolar y entre el 35% y un 50% acaban teniendo fracaso escolar.

Pero no seamos catastrofistas. Muchas personalidades han atravesado en su infancia distintos problemas de aprendizaje y no sólo han superado esos problemas sino que han dado sobradas muestras de superdotación. Uno de los casos más claros es Albert Einstein, que era disléxico, y a pesar de ello logró ser uno de los científicos más brillantes de la historia.

 

PARA SABER MÁS

 

Fotografía:

Pixabay.com.

CC0 Public Domain

Gratis para usos comerciales
No es necesario reconocimiento

Comentarios cerrados